CELULITIS CONTROL

Tratamiento combinado para combatir la celulitis, gracias a equipos de última generación, tales como: radiofrecuencia, ondas de choque, electroestimulación y drenaje linfático, produciendo resultados visibles a medida que avanzan las sesiones.

La celulitis o PEFE (paniculopatía edemato fibro esclerótica) es un problema que afecta entre un 85% y un 90% de las mujeres, ubicándose habitualmente en zonas como caderas, muslos, nalgas y abdomen.

Por lo general, la aparición de este problema tiene causas multifactoriales como el consumo de tabaco, consumo excesivo de grasas y carbohidratos, alteraciones hormonales, trastornos vasculares e incluso, el uso de ciertos medicamentos como los anticonceptivos. Para evitar esto, es importante que las personas tengan una alimentación saludable, consuman abundante agua y hagan ejercicio periódicamente.

Existen varios grados de celulitis, dependiendo del tipo edemotosa, fibrosa o mixta es el tratamiento a seguir y requiere de una evaluación previa. Éste incluye variadas técnicas combinadas como el uso de agentes físicos como radiofrecuencia, vacum, oscilaciones profundas, ondas de choque junto con técnicas de terapia manual y Mesoterapia corporal.

En Clínica La Parva tenemos un tratamiento integral para atenuar la celulitis, aquí te contamos de qué se trata.

¿En qué consiste el tratamiento?

El Tratamiento Celulitis Control está sujeto a evaluación kinesiológica. Por lo general se comienza con 10 sesiones, 2 veces por semana con una duración entre 60 min a 120 min. Se evalúa al paciente sesión a sesión con el fin de ir modificando el tratamiento de acuerdo a las necesidades del paciente.

Se pueden usar diferentes tecnologías:

Radiofrecuencia

Es un tratamiento no invasivo e indoloro que consiste en la aplicación de ondas electromagnéticas sobre la piel, generando un calor sobre la capas más profundas de la piel, favoreciendo la nueva formación de colágeno y mejorando la textura de la piel .

Ondas de Choque

Son vibraciones que viajan a través del cuerpo desde capas superficiales a las más profundas, donde se encuentra la “celulitis”. Éstas producen una rotura del tejido fibroso responsable de la apariencia de la “piel de naranja”, un problema con el que conviven a diario, en menor o mayor grado, el 97% de las mujeres adultas en Chile.

Electroestimulación

Las corrientes rusas es uno de los tratamientos estéticos empleados para tonificar y dar firmeza, favoreciendo, además, el sistema circulatorio facilitando el buen retorno venoso y linfático que, como consecuencia, elimina la retención de líquidos en la zona tratada y aumenta la circulación.

Drenaje Linfático Manual

Es una técnica de masaje que se realiza con las manos a través de movimientos suaves, lentos y repetitivos que favorecen la nutrición y eliminación de desechos, disminuyendo inflamaciones y “retenciones de líquido”.

Vacumterapia

La técnica de vacumterapia se realiza mediante el principio de succión (también conocido como «Vacuum», de allí el nombre) estimula la irrigación sanguínea de la dermis e hipodermis. De esta manera se producen en la piel increíbles mejoras estéticas y físicas.